Ecommerce

14 febrero 201722 junio 2017

El comercio electrónico ha crecido extraordinariamente a lo largo de los últimos años y a día de hoy se estima en unos dos billones de dólares estadounidenses el valor global de este mercado. Y es un mercado al alza porque sigue creciendo año a año a ritmos de doble dígito. Sin embargo, la falta de plena confianza en el modelo todavía mantiene al margen a un número significativo de usuarios y en las actuales circunstancias es muy complicado alcanzar un desarrollo pleno y efectivamente global. Pero ¿podría ser la tecnología Blockchain esa herramienta idónea para impulsar definitivamente esta importante industria?

Alex Preukschat y Adolfo Contreras charlan sobre cómo podría la tecnología Blockchain irrumpir en este mercado y elevarlo a niveles de confianza nunca antes visto. Para Contreras, co- autor junto a Félix Moreno del capítulo del libro dedicado a esta industria (“La oportunidad del comercio electrónico”) Blockchain es sinónimo de confianza, “al ser una base de datos distribuida incorruptible” que permite a los usuarios, bien sean “compradores o vendedores” relacionarse de una nueva forma que, además, tiene la capacidad “de cambiar todo lo que ha sido hasta ahora las relaciones comerciales”.

A grandes rasgos, el comercio a lo largo de la historia ha crecido y florecido en ambientes de confianza, propiciados también en ocasiones a través de marcos regulatorios, usos sociales, leyes o incluso con impuestos porque así se generaban unas reglas que las personas conocían a la hora de realizar transacciones. Si nos fijamos en el actual modelo del comercio electrónico, vemos como se repiten también ciertos patrones con el objeto de generar esta misma confianza. Así, en mayor o menor medida, nuestras compras por internet siguen también un procedimiento similar que conocemos como experiencia de usuario y que está ligado “a unas condiciones generales de entrega, política de devoluciones o los diseños de las páginas webs” pensados para mostrar los productos de muy distintas formas. “Si Blockchain trae por definición confianza, muchas empresas pequeñas o comercios on-line podrán acceder al enorme mercado que supone internet” gracias a estas nuevas reglas, iguales para todo el mundo. “Y por ahí van los tiros, en generación de confianza”.

Y esa confianza puede aplicarse en muchos de los procesos actuales. Por ejemplo, en la confirmación de las entregas, donde se estima que hasta un 20% de las primeras entregas son fallidas. “Si ahora el recorrido de los mensajeros –con tecnología gps- se integra vía blockchain podrían pagarse esos desplazamientos fallidos donde se demuestre –blockchain mediante- que efectivamente el mensajero ha estado”. Una forma sencilla de solucionar las entregas fallidas “que son máquinas de generación de desconfianza de los usuarios”. Aquí, donde han fracasado todos los intentos, podría tener cabida y éxito con Blockchain.  “También hay iniciativas para registrar la trazabilidad de varios productos y registrar miles de operaciones acontecidas desde el origen hasta el destino. Desde una fábrica en China hasta una tienda en Madrid”. Pero hoy no es posible “porque hay diferentes sistemas que se tienen que poner de acuerdo entre sí”, algo que propicia y aumenta las posibilidades de cometer un error en el etiquetado a lo largo de toda esta cadena de distribución.  Aquí también tendría cabida Blockchain, gracias a su trazabilidad y transparencia, “minimizando esos errores”.

Otro de los problemas del actual modelo de comercio electrónico es que ha propiciado un centralización en grandes compañías. Amazon y Alí Babá don dos de los ejemplos paradigmáticos y Contreras explica su éxito “en ambos casos existe una experiencia de usuario, es decir, conocemos las condiciones de envío, de cliente, las tarifas…” que tiene un efecto indeseado, “que les otorga un poder para decidir qué productos o que tiendas van a poder vender a través de sus plataformas y cuáles no.  Y eso es limitar el comercio electrónico de una forma alarmante. Hay tiendas que si no aceptan están condiciones no pueden utilizar la plataforma para dar salida a sus productos”. Blockchain como sinónimo de descentralización también puede jugar aquí un papel fundamental, “porque va a permitir que un montón de agentes, que un montón de empresas pequeñas con productos interesantes puedan tener acceso a todo el mercado y si ganamos en fiabilidad y confianza ganaremos todos en los futuros años”.

En la actualidad hay muchas iniciativas lideradas desde empresas grandes o start ups “pero la iniciativa que más potencial tiene es la de OpenBazaar, un software que cada comprador y cada vendedor se instala en su ordenador y que registra todas las transacciones de cada tienda y cada comprador y permite que todo lo registrado sea creíble para todos los participantes. Por ahora es experimental y solo participan tiendas pequeñas pero está abierto a todas las posibilidades que ofrece un sistema descentralizado”.

ADOLFO CONTRERAS RUIZ DE ALDA

Dirige Dejaki Soluciones, empresa dedicada a crear, diseñar, desarrollar y comercializar soluciones propias y para terceros basadas en múltiples tecnologías, así como a la consultoría en el desarrollo de negocios empresariales.

***

Adolfo Contreras y Félix Moreno firman este anexo de su capítulo del libro “La oportunidad del comercio electrónico”. Nuestra intención es que el lector del libro, no familiarizado con la terminología que rige en el e-commerce, pueda identificar a los principales actores que participan en esta industria y cómo la tecnología blockchain podría irrumpir en cada uno de estos elementos. Adolfo dirige Dejaki Soluciones, empresa dedicada a crear, diseñar, desarrollar y comercializar soluciones propias y para terceros, basadas en múltiples tecnologías y ejerce también la consultoría en el desarrollo de negocios empresariales. Félix Moreno es uno de los rostros más veteranos del ecosistema Blockchain, involucrado en Bitcoin desde 2011. Actualmente trabaja como trader de bolsa, materias primas y divisas. Es socio fundador y gestor de carteras en RockFlower Trading. Además es CFO en Xapo.

***

En el presente anexo vamos a citar a los principales actores que participan en el sector del comercio electrónico, añadiendo una breve introducción a sus cometidos:

  • Tienda online: Es un sitio web que pertenece a una empresa de comercio electrónico. Registra pedidos procedentes de personas que se conectan de forma remota, y que han efectuado un pago normalmente a través de ese mismo sitio web, otras veces vía transferencia bancaria, y muchas menos veces utilizando cheques o el método del contrareembolso.
  • Empresa de transporte: Son empresas que recogen pedidos en el almacén de una empresa de comercio electrónico (o de una empresa de logística subcontratada para gestionar los pedidos), y que se encargan de enviarlo al comprador online.
  • Marketplace: Es una empresa que compra productos a unas empresas, y los vende a través de su sitio web a otras personas, es decir, un intermediario comercial. Consigue atraer muchas visitas en su sitio web por conseguir precios atractivos o por la variedad de productos con la que cuenta, y por ello a las empresas les interesa vender a través de ellos. Se quedan una comisión por esta intermediación.
  • Intermediarios financieros: Los datos de pago que se introducen en un sitio web son encriptados y enviados al banco de la tienda online por pasarelas de pago, que a su vez los envían al banco emisor buscando la confirmación del pago. Una vez que reciben esa confirmación, la tienda online aprueba la operación y registra el pedido.
  • Proveedores de tecnología: Las tiendas online se crean de dos maneras, o empleando tecnologías existentes o con desarrollos propios. En el primer supuesto, solemos encontrar a las empresas pequeñas o de reciente creación y, en el segundo, a empresas grandes que necesitan una gran personalización y adaptación de la tienda a sus sistemas de información. Ligadas a ambas,existen multitud de empresas que a su vez ayudan a personalizar las tiendas online, diseñar estrategias de marketing online, posicionamiento web, etc…
  • Integradores: Una figura reciente es la de integrador de transportes, que permite a las tiendas online dar una experiencia de envío homogénea, independientemente de la tienda online en la que compres. Se puede hacer integrando un pequeño código html en una de las páginas del website, o bien implementando una API (application programming interface) en la tienda online. Una API no es más que, un lenguaje de programación personalizado, que permite ejecutar funciones en tu desarrollo o acceder a datos, procedentes de otros desarrollos/bases de datos.

El cliente y la experiencia homogénea del servicio

Como vemos, para que cada una de tus compras llegue a su destino después de realizar tu compra online, entran en juego multitud de empresas.

Una experiencia homogénea es la que permite al usuario final conocer de antemano dónde te pueden dejar el paquete si no estás en casa, prever precios similares por los servicios u ofertas de servicios de envío similares (24horas, economy, 48h/72h…). Esta experiencia de entrega homogénea en todas tus compras actúa de forma similar a lo que entendemos por confianza, pues equivale a decirte que compres en la tienda que compres, tu experiencia de entrega va a ser siempre similar y como ya hemos mencionado en nuestro capítulo del libro, mayor confianza equivale a mayores ventas. Y obviamente, blockchain es una herramienta extraordinaria que permite prescindir de la confianza para nuestra relaciones comerciales.